miércoles, abril 24, 2024
Santo Domingo, Rep. Dom
Mundo

Petro pide la renuncia de la gerente de RTVC, Nórida Rodríguez

La empresa de medios públicos más grande de Colombia, RTVC, va a tener que cambiar una vez más de gerente. El presidente Gustavo Petro se demoró casi un año en escoger quién debía dirigirla pero, después de probar distintos nombres, finalmente en abril del año pasado designó allí a una actriz llamada Nórida Rodríguez.

Ella no era militante política de larga data pero sí afin al petrismo, y se le pidió entonces aceptar que su número dos, el subgerente de televisión, fuera uno de los militantes más cercanos al presidente: el activista Hollman Morris. Pero Rodríguez se va del cargo, después de un año allí.

Presidencia ha pedido este miércoles su renuncia después de que ella fuera señalada de irregularidades en la contratación. Morris se queda y, por ahora, suena como posible nuevo gerente.

Varios medios tenían la primicia de la renuncia en la mañana, cuando Rodríguez estaba en vivo con el diario El Espectador defendiendo su labor. El periodista que la entrevista le pregunta si ella renunció o si le pidieron la renuncia, como se rumora.

“Déjame revisar”, le pide ella al periodista, mirando los mensajes en su celular con incredulidad. “No, no tengo nada oficial”, añade.

La entrevista continua, poco tiempo después la noticia se confirma en X. “Luego de esta decisión, el Ministerio entrará a revisar y fortalecer el correcto funcionamiento de RTVC”, escribió en un comunicado el ministro de Tecnologías de la Información y las Comunicaciones, Mauricio Lizcano, confirmando un cambio en la dirección para RTVC.

No menciona el nombre de Rodríguez. Los señalamientos por irregularidades en la contratación venían siendo publicados sobre todo en W Radio por el periodista Juan Pablo Calvás, también columnista de este diario.

De acuerdo a las denuncias, Rodríguez manejaba la entidad, sobre todo el sector de la radio, con un hombre llamado Jorge Arzuaga, subgerente de Soporte Corporativo. Arzuaga fue señalado de no haber hecho transparentemente una licitación para abrir unas emisoras de paz; de firmar un contrato con la Agencia Nacional de Tierras para hacer eventos que RTVC no tiene la capacidad de hacer; y sobre todo de contratar a las hermanas de su pareja y otros amigos cercanos como asesores.

La Procuraduría abrió una investigación a Rodríguez y Arzuaga por estos señalamientos. Rodríguez, por su lado, ha negado cualquier tipo de irregularidades y señala a W Radio de desinformación argumentando que se oponen a lo que ella ha llamado un “rediseño institucional” para dar más estabilidad laboral a los empleados.

Han pedido una rectificación a la radio. Rodríguez, además, ha puesto una denuncia ante la Fiscalía porque, anunció, ella y Arzuaga están en peligro tras los señalamientos.

“Debo denunciar públicamente que Jorge Luís Arzuaga ha recibido una llamada a su número personal, amenazándolo de muerte. Esto ocurre porque los medios de comunicación desinforman”, contó en X hace unos días.

Horas antes de que se anunciara que ya no sería gerente, Rodríguez aseguraba en Caracol Radio que su cargo estaba firme. Además, contó que si bien no se entendía siempre con Morris, el subgerente de televisión, él y ella habían repartido las cargas del trabajo informativo.

“Mi relación con Hollman Morris es cordial, claramente él preferiría estar donde estoy yo, pero el presidente me designó a mí”, dijo Rodríguez antes de saber que ella se iba. Petro y Morris son amigos de vieja data, y este último dirigió Canal Capital, el medio público de la Alcaldía de Bogotá, cuando Petro fue alcalde.

Se pensaba entonces que Morris llegaría a la gerencia de RTVC cuando Petro arrancó su presidencia, pero esa posibilidad fue criticada duramente entonces por grupos de mujeres —porque Morris ha sido acusado de violencia de género en el pasado. Al final él no fue elegido gerente, y se le pidió a Rodríguez que le permitiera a Morris dirigir la subgerencia de televisión, donde este ha mantenido una línea editorial muy cercana al Gobierno.

A principios de este año, sin embargo, Morris fue denunciado de acoso laboral por las directoras con las que debe trabajar allí: Lina Marcela Moreno, directora del Canal Institucional, y Silvana Orlandelli Uruburu, directora de Señal Colombia. “El señor Morris nunca nos vio como unos aliados, ni coequiperos, nos estigmatizó y para él siempre fuimos los de ‘la otra administración’, irrespetó y trasgredió todo el tiempo la moral del grupo”, dice la denuncia según la cual el subgerente no trabaja en equipo sino que impone forzadamente su línea editorial sobre las directoras.

La investigación sigue abierta, lo que podría jugar en contra de Morris si es que el Gobierno lo considera como el nuevo gerente de RTVC. El subgerente, contactado recientemente por El PAÍS sobre este tema, se defendió argumentando que estas denuncias son de quienes se resisten a las transformaciones del nuevo Gobierno.

“Yo considero que son voces de personas de administraciones pasadas que no están contentas con los cambios”, dijo. Suscríbase aquí a la newsletter de EL PAÍS sobre Colombia y aquí al canal en WhatsApp, y reciba todas las claves informativas de la actualidad del país.

.

Noticias Relacionadas

Ennoti.com, nos dedicamos a recopilar noticias de diversos medios periodísticos con el objetivo de mantener informada a la población dominicana sobre los eventos más relevantes que suceden tanto en el país como en el extranjero.